*La sabiduría




Recibid mi enseñanza, y no plata; Y ciencia antes que el oro escogido. Porque mejor es la sabiduría que las piedras preciosas; y  todo cuanto se puede desear, no es de compararse con ella. Yo, la sabiduría, habito con la cordura, y hallo la ciencia de los consejos. Proverbios 8:10-12

Hoy leyendo Proverbios 8, me quede meditando en estos versículos.
Y pensé, sabias palabras para empezar una reflexión ¿no les parece?
Si recordamos, cuando Dios se le presenta a Salomón este le pide dos atributos divinos  sabiduría y ciencia.
Por regla general el hombre tiende a aferrarse a las riquezas y poder, pero vemos a Salomón que contrario a la tendencia humana tuvo la humildad de reconocer lo que le faltaba para llevar adelante al pueblo de Dios.
El sabía que la sabiduría  era mejor que el oro, piedras preciosas o lo que pudiera desear de este mundo.

Y aquella noche apareció Dios a Salomón y le dijo: Pídeme lo que quieras que yo te dé. Y Salomón dijo a Dios: Tú has tenido con David mi padre gran misericordia, y a mí me has puesto por rey en lugar suyo. Confírmese pues, ahora, oh Jehová Dios, tu palabra dada a David mi padre, porque tú me has puesto por rey sobre un pueblo numeroso como el polvo de la tierra.
Dame ahora sabiduría y ciencia, para presentarme delante de este pueblo; ¿porque, quién podrá gobernar a este tu pueblo tan grande? 2 Crónicas 1:7-10

Ahora bien, en el capítulo 8 versículo 12 de Proverbios leemos que la sabiduría habita con la cordura.
Veamos como está conformada la cordura…
Según el diccionario es la  capacidad de pensar y obrar con prudencia, sensatez y juicio.
Prudencia - Cuidado, moderación que se pone al hacer algo para evitar inconvenientes, dificultades o daños.
Sensatez - madurez en sus actos y decisiones.
Juicio - Facultad de pensar y juzgar las situaciones y circunstancias para distinguir lo positivo de lo negativo.

La sabiduría está juntamente con la capacidad de pensar y obrar con prudencia, sensatez y juicio, podríamos decir que juntas equilibran nuestra vida de creyente.
La misma también halla la ciencia de los consejos, a través del conocimiento de las cosas, reveladas por Dios.
No son todos, pero cuántos creyentes le dan tan poca importancia a algo que es esencial para una vida plena en el conocimiento de Dios.
¿Donde podemos hallar la sabiduría? En Dios mismo, el es la fuente inagotable de sabiduría

Porque Jehová da la sabiduría, y de su boca viene el conocimiento y la inteligencia. Proverbios 2:6

Entonces sabio, es la persona que adquiere el conocimiento, que lo alcanza.
En Proverbios leemos…

Sabiduría ante todo; adquiere sabiduría; y sobre todas tus posesiones adquiere inteligencia. Proverbios 4:7

Para eso debemos de instruirnos con las enseñanzas de Dios, aprender a escucharlo y perfeccionar nuestros sentidos.
Vivimos en el mundo y por supuesto somos bombardeados continuamente por cosas positivas y muchas no tanto, el secreto está, en sólo guardar en nuestro corazón aquellas cosas que nos enriquecen espiritualmente.
Ahora bien, no basta solo con buscar y adquirir sabiduría, sino que también debemos aplicarla y retenerla, nada se compara con la sabiduría, por eso cada creyente debe pedirle al Señor que le haga sabio.
Termino con las palabras de Proverbios, para que las guardes en tu corazón.

Cuando la sabiduría entrare en tu corazón, y la ciencia fuere grata a tu alma, la discreción te guardará; te preservará la inteligencia, para librarte del mal camino, de los hombres que hablan perversidades, que dejan los caminos derechos, para andar por sendas tenebrosas… Proverbios 2:10-12

Ana María Alvarez Kipreos
Regálame un comentario si te fue de bendición

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por darme el regalo de tu amistad.
Cada mensaje, cada comentario es una bendición para mi vida.