En mis años de estar en el camino del Señor, tristemente he visto como hermanos/as que han sido de gran bendición, tanto para otros hermanos como para la obra, han llegado al punto de tomar la decisión de abandonar el camino de Dios.
Como cristianos sabemos que perder el primer amor es una constante en nuestro diario vivir.
Una de las características es que  el creyente pierde el entusiasmo que tenía en los primeros pasos en la fe y comienza a enfriarse.
Pero ¿cuáles son los motivos por lo cual se puede perder ese primer amor?
Los motivos pueden ser variados ya que cada individuo como persona vive la fe de una forma distinta.

Pero lo que no varía es que el  mundo alrededor de nosotros nos invade diariamente, afectando nuestra familia, trabajo, etc,  esto hace que muchos quiten su mirada que tenían puesta en Dios, olvidándose de donde El los sacó y el propósito para el cual los eligió.
Grave situación atraviesa el creyente cuando no encuentran el sentido para proseguir y se acomoda poco a poco a las características del mundo, dejándose llevar por este.
Entra en una lucha espiritual y ya no se siente cómodo con los hermanos en Cristo, poco a poco es más espacioso el orar y el leer la Palabra hasta el punto de abandonarlo por completo.
En este punto se endurece su corazón y las exhortaciones le son molestas, por lo que la persona antepone sus propias decisiones a la de Dios.
La Palabra nos dice de aquellos que ante las exhortaciones endurecen su corazón…

El hombre que reprendido endurece la cerviz, 
De repente será quebrantado, y no habrá para él medicina. Proverbios 29:1

En esa lucha interior, satanás tiene la de ganar si la persona no reacciona a tiempo, es muy hábil y puede traer confusión en los acontecimientos que a la persona le suceden.
A tal punto que todo aquello que le hacia sentir bien en el estado actual le hace lo contrario, dando muestra de que su amor a Dios está menguando.

Por eso debemos estar en permanente alerta espiritual, cuando un creyente que se ha entregado genuinamente a Jesucristo, con el tiempo da claras evidencias de que comienza a realizar las mismas cosas que hacía antes de su entrega, dejándose llevar, sintiéndose cómodo entre las cosas que le muestra el mundo.
Yo siempre digo que hay una línea muy delgada entre los que hemos aceptado a Cristo y lo que ofrece el mundo, ninguno de nosotros fue elegido por casualidad, sino que cada uno fuimos diseñados y creado en el vientre de nuestras madres para un plan perfecto, ¡su plan, el plan de Dios!
Claro está que como decía al principio la persona que se desvía corre el riesgo de que el plan que El tiene para su vida sea postergado o peor aún no se cumpla.

Ahora, ¿cuáles son algunas de las razones más frecuentes por las cuáles un creyente decide alejarse del camino?

* …Cuando se pierde a un ser querido, si la persona no está fortalecida en el Señor se tiende a  desanimarse o recriminar a Dios, convirtiéndose esto en una raíz de amargura dentro de sí, alejándose del camino. Es bueno recordar que sólo en Dios podemos ser fortalecidos y consolados porque nos ama con amor eterno.


*...Cuando aman las cosas de este mundo, debemos recordar que todas las cosas del mundo traen placer, pero por un corto tiempo, un tiempo donde usted lo está malgastando.
Sólo me remito a las claras palabras del apóstol Juan en su carta que nos dice…

No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él.
Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.

Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.
1 Juan 2:15-17

*…Cuando algún hermano/a le hace o dice algo que estaba mal o simplemente no es la persona que pensaba.
Ahora bien, antes que nada debemos comprender que la salvación es individual y que si ese/a hermano/a hizo algo que no estaba bien, es Dios quien le tendrá que juzgar.
Por lo que primero antes que nada, debe encarar la situación y hablar con el hermano/a, escucharle y tratar de resolver el tema, huir del problema sólo hará que su espíritu sea afligido brotando una raíz de amargura en el.
Recuerde que en todos los ámbitos que nos rodean hay personas buenas y malas, la iglesia no está libre de estas personas, no podemos huir sino mantenernos firmes en el camino que Dios nos va trazando. Cada uno tiene algo que Dios puso para ser de bendición para otros, debemos como hijos de El, cumplir su voluntad.
Sólo eso es lo que importa, Dios tiene un llamado para usted, puede estar en la comodidad de su hogar amargado/a por su condición actual o puede dejarlo todo en manos de Dios para seguirle y servirle.

*…Cuando por causa de esposo/a o familia inconversa hacen presión y son obligados a dejar el camino.
Si miramos las Escrituras, allí encontramos las siguientes palabras…

Respondiendo Pedro y los apóstoles, dijeron: Es necesario obedecer a Dios antes que a los hombres. Hechos 5:29

Si este es su caso le invito a que ponga delante de Dios lo que está viviendo, y confíe con todo su corazón. Dios es fiel y no le abandonará, dándole las fuerzas que usted necesita para proseguir.

Para terminar les dejo el siguiente versículo…

Por tanto, debemos prestar mucha mayor atención a lo que hemos oído, no sea que nos desviemos. Hebreos 2:1


Resta decir que debemos mirar nuestra condición y ser honestos con nosotros mismos, sólo deseo que usted medite en estas palabras y tome la decisión correcta.


Regálame un comentario si te fue de bendición

4 comentarios:

  1. Mi querida Ana María, como siempre una entrada llena de sabiduría y fiel consejo. Realmente es triste cuando observamos a nuestro alrededor a personas que se alejan de Dios, ya sea por apostasía o porque simplemente dejan el camino refugiándose en los brazos del mundo, que como bien dices, todo lo que ofrece es pasajero e irreal y con fin de muerte. Oremos fuertemente para que como el hijo pródigo ¡vuelvan en si!
    Mi querida hermana te animo a que sigas llevando Palabra de Vida a todo el que lee este hermoso y bendecido blog.
    Un fuerte y cariñoso abrazo. Esther

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amada hermana Esther, gracias por las hermosas palabras que me dejaste en tu comentario, realmente bellas. Así es como tu dices, es un tiempo de orar mucho por aquellos que se han apartado. Dios te bendiga grandemente y también para ti un fuerte abrazo a la distancia

      Eliminar
  2. Cuántas sabiduría y exhortación hay en tus enseñanzas, verdaderamente guiada por el Espíritu Santo. Te amo querida hermana!! Qué Dios te continue usando para traer luz a las vidas!! Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi hermana Teresa, nuevamente gracias por tus bellas y sinceras palabras que dejaste por tu paso en mi pequeño rinconcito, tu eres una sierva de Dios muy especial, que el que vive por los siglos continúe su propósito en ti y cada mañana tu espíritu sea lleno del Espíritu de Dios hasta que reboce y dances en tu corazón para el. Bendiciones de lo Alto para ti, en cada paso que des.

      Eliminar

Gracias por darme el regalo de tu amistad.
Cada mensaje, cada comentario es una bendición para mi vida.