Mujeres en el tiempo de Jesus



Cuando uno lee los libros del Nuevo Testamento, visualizamos mujeres que quedaron en los registros de la historia cristiana, por su fe, humildad y fidelidad y que nos dejan una enseñanza maravillosa.
Entonces nos encontramos con un gran numero de mujeres que en el periodo de los tres años de Jesus, en el momento de su muerte y en su resurrección nos muestran su valor, fe, y decisión, mujeres que luego tuvieron una valiosa función en las primeras comunidades cristianas.

Debemos primeramente mirar el contexto hitorico cultural en que se encontraba la mujer de aquella epoca, entre otras cosas es importante resaltar que no podian estudiar ni hablar de la ley ni participar en la lectura de la Tora ya que eran consideradas indignas.
Desde un lugar aparte de la sinagoga separado por unas rejas, podian solo escuchar.
Tampoco se les permitia hablar con hombres en publico, esto era deshonroso para una mujer. A la hora de la comida le debian servir al esposo y sus hijos varones y luego aparte esperaban para comer lo que sobraba, la esposa las hijas y demás.
La mujer cuando moria el esposo, no tenian derecho a heredar, pero si habia hijos varones, eran de estos los derechos, si su difunto marido tenia hermanos como una posesion ella era tomada por alguno de ellos, en caso que sucediera que ninguno la aceptaba, ella no se podia volver a casar.
Cuando una mujer era ofrecida en matrimonio, aunque no era regla general, el padre muchas veces le otorgaba tierras como dote, las mismas al casarse quedaban bajo la custodia de su esposo para usarla y usufructuarla, como tambien si asi le parecia, este podia venderlas. La mujer ayudaba a calafatear las paredes, muchas veces plantar y cosechar, ademas de ser la encargada de cuidar los enfermos de la familia y esclavos. La mujer hebrea hilaba y tejia, lo producido lo vendia en el mercado, el dinero que sacaba se lo entregaba a su esposo, el cual era el encargado de administrar, ella tambien hacia la ropa para la familia y esclavos.
Las mujeres eran distintivo del pecado, eran consideradas sin moral, eran inaceptables y asi eran tratadas por el hombre.

En los distintos pasajes de los evangelios se nos muestra como Jesucristo viene y cambia esa situación, El tenia un sentimiento especial por aquellos que eran menospreciados por otras personas, por eso cuando las mujeres encuentran a Jesús de pronto se ven consideradas, pueden ponerse a los pies del Señor para escuchar sus enseñanzas juntamente con los hombres, pueden ir por los caminos con El, dejan de ser ignoradas para tomar el lugar especial como “hijas de Dios”.

Aconteció después, que Jesús iba por todas las ciudades y aldeas, predicando y anunciando el evangelio del reino de Dios, y los doce con él, y algunas mujeres que habían sido sanadas de espíritus malos y de enfermedades: María, que se llamaba Magdalena, de la que habían salido siete demonios, Juana, mujer de Chuza, intendente de Herodes, y Susana, y otras muchas que le servían de sus bienes. Lucas 8:1-3

Jesús rompe con toda tradición socio-cultural, para reintegrar a la mujer en el lugar que Dios le habia puesto desde el principio de la creación, donde dice que Adán y Eva, juntos enseñorearían sobre la tierra.
Hay un pasaje en el cual se encuentra los siguientes versiculos....

De manera que la ley ha sido nuestro ayo, para llevarnos a Cristo, a fin de que fuésemos justificados por la fe. 
Pero venida la fe, ya no estamos bajo ayo, pues todos sois hijos de Dios por la fe en Cristo Jesús; porque todos los que habéis sido bautizados en Cristo, de Cristo estáis revestidos.
Ya no hay judío ni griego; no hay esclavo ni libre; no hay varón ni mujer; porque todos vosotros sois uno en Cristo Jesús. Gálatas 3:24-28

Alli el apóstol Pablo nos muestra que ante Dios ya no hay diferencias, lo que la ley antes condenaba, a traves de Jesucristo como dice el versículo fuimos revestidos en Cristo Jesús en el bautismo.
Algo interesante que no quiero dejar pasar por alto es la mención de la palabra “ayo”, en los hogares romanos habia siempre un sirviente esclavo, que tenia el cometido de cuidar al niño hasta que tuviera la edad de ir a la escuela, cuando llegaba a esa edad lo guiaba llevándolo de la mano hasta la misma.
Pablo utiliza esta definición para mostrar a los gálatas, que la ley guiaba al hombre de la mano hasta entregarlos a quien los iba a justificar quien era Jesús, luego ya la ley no tenia dominio, sino Cristo sobre ellos.

Si bien la mujer estaba como sirvienta de su marido, y su marido se enseñoreaba de ella, sin embargo en la unidad con Cristo, la mujer pasa a estar en un plano de igualdad con el hombre, esto fue dándose muy despacio en la cultura cristiana.
1 de Corintios 7:4 nos muestra como el concepto cambia, en los deberes conyugales cada uno pertenece al otro, asi que los mismos deben ser cumplidos por los dos.

El marido cumpla con la mujer el deber conyugal, y asimismo la mujer con el marido.
La mujer no tiene potestad sobre su propio cuerpo, sino el marido; ni tampoco tiene el marido potestad sobre su propio cuerpo, sino la mujer. 1 de Corintios 7:4

El hombre y la mujer fueron creados para complementarse, debemos recordar que en Génesis 2:24 se deja claro que el hombre y la mujer cuando se casan dejan de ser dos para ser uno.

Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne. Génesis 2:24

Hay un pasaje con respecto a la mujer que me gusta mucho leerlo y en el que hay un preciosa enseñanza, lo encontramos en Lucas 10:38-42.
Ahí tenemos a Marta y María, una a los pies de Jesús escuchando sus enseñanzas Marta por el contrario atareada con los quehaceres para atender bien a la visita que habia llegado a su casa, ya que atender bien al huésped era muy importante.
Vemos que Marta en tono de reproche le pregunta “...Señor, ¿no te da cuidado que mi hermana me deje servir sola? Dile, pues, que me ayude.” Lucas 10:40
A esto la contestación de Jesús es maravillosa “...Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero sólo una cosa es necesaria; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada....” Lucas 10:41

En ese tiempo ante toda discriminación que habia en la sociedad patriarcal con respecto a la enseñanza de la Tora a la mujer, en estos versículos se nos deja claro que para Jesús era primordial la formación espiritual de la mujer.
Marta todavía no se habia dado cuenta de esa importancia, muy probablemente porque tenia asumido desde su formación socio cultural, que las tareas de la casa y la hospitalidad era una labor relevante en la mujer, y la condicion de ser mujer estaba solamente limitada a los trabajos domésticos. En el relato vemos a una Marta preocupada en esmerarse por atender a su invitado, de la mejor manera posible, habra pensado, cuanta cosa para hacer en tan poco tiempo.
Lo que ella estaba haciendo era algo hermoso digno de elogiar, si Jesús estuviera de visita en nuestra casa, ¿no hariamos lo mismo?
Jesús en ningun momento desvalorizo estas cosas, simplemente le hizo notar lo que era primordial en ese momento.

Estos pasajes nos deja como enseñanza, que no debemos quedar sumergidas en las cosas diarias y rutinarias, de tal manera que nos asfixie y nos haga restar importancia a la parte espiritual, la mujer creyente tienen la responsabilidad de ordenar sus tiempos.
En estos versiculos Jesús nos dice que no hay dos, ni tres, ni cuatro cosas que sean necesarias, sino una sola, algo que es esencial en nuestra vida, que no perdamos esos momentos maravillosos de sentarnos a los pies de nuestro Señor para oir sus enseñanzas, María tenia la opcion igual que Marta, y fue una mujer sabia porque eligio lo que necesitaba su espiritu y como dijo Jesús lo que estaba recibiendo en ese momento no se le seria quitado. Claramente vemos que Marta recibe al Señor en su casa pero por el contrario María lo recibe en su corazón. Se debe tener un espiritu como el de Maria buscando la presencia de Dios en medio de las cosas cotidianas, ya que estas muchas veces le roban la paz a la mujer.

Hay muchos pasajes maravillosos en los cuales Jesús eleva y exalta la condicion de la mujer, pero les dejo este ultimo, que nos cuenta sobre la resurrección de Jesús, donde podemos leer que Dios le dio el privilegio a las mujeres de llevar las Buenas Nuevas a los apostoles del triunfo de Jesucristo sobre la muerte, mujeres como Maria Magdalena que sin temor fueron al sepulcro dando señal de ser fieles seguidoras del Señor.

El primer día de la semana, muy de mañana, vinieron al sepulcro, trayendo las especias aromáticas que habían preparado, y algunas otras mujeres con ellas.
Y hallaron removida la piedra del sepulcro; y entrando, no hallaron el cuerpo del Señor Jesús.
Aconteció que estando ellas perplejas por esto, he aquí se pararon junto a ellas dos varones con vestiduras resplandecientes; y como tuvieron temor, y bajaron el rostro a tierra, les dijeron: ¿Por qué buscáis entre los muertos al que vive?
No está aquí, sino que ha resucitado. Acordaos de lo que os habló, cuando aún estaba en Galilea, diciendo: Es necesario que el Hijo del Hombre sea entregado en manos de hombres pecadores, y que sea crucificado, y resucite al tercer día.
Entonces ellas se acordaron de sus palabras, y volviendo del sepulcro, dieron nuevas de todas estas cosas a los once, y a todos los demás.
Eran María Magdalena, y Juana, y María madre de Jacobo, y las demás con ellas, quienes dijeron estas cosas a los apóstoles. Lucas 24:1-10

Es hermoso saber que somos elegidas por Dios para adorarle y servirle y en sus brazos estamos amorosamente cuidadas por El.




Les dejo este pequeño video, con la voz de Adrian Romero

video




Todo el material en este blog Siguiendo hacia la meta, tiene el copyright de su autora. Por lo que no se autoriza la reproducción, íntegra y/o parcial, de los temas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por darme el regalo de tu amistad.
Cada mensaje, cada comentario es una bendición para mi vida.